Love (T3) – El final sin mal

La tercera temporada de Love ha traído consigo el final de la serie y con ella la historia de Mickey (Gillian Jacobs) y Gus (Paul Rust). Esta comedia romántica pese a continuar con los clásicos devaneos del genero ha intentado huir del cliché con unos personajes un tanto particulares. Un producto cómico-romántico habitual de la factoría de Jude Apatow. Para los que no estén familiarizados con las primera dos temporadas de la serie, Mickey es una adicta al alcohol y al sexo, un desastre andante que trabaja en la radio. Por otra parte tenemos a Gus, un profesor particular de una niña actriz a la que da clases en el plató de una serie aunque su verdadera vocación es la de ser guionista pero se autoboicotea constantemente. El día en que se conocen cambia sus vidas y comienza la serie. A partir de aquí pequeños spoilers de la tercera temporada.

 

LOVE_304_Unit_01277_R1

Afianzada la relación entre Gus y Mickey, esta temporada debía ser la que cerrara la historia ya que poco más parecía que podía contarse. De hecho, salvo honrosas excepciones en clave cómico en algún capítulo, se nota que el producto está agotado. Como epílogo de la serie se muestra que la pareja se da cuenta de su propia autodestrucción en todos los aspectos de sus vidas y esta vez deciden seguir adelante ante todo, porque se tienen el uno al otro, ohhh…

Lo más interesante de esta serie es sin duda, cuando cada uno se relaciona en su mundo, separados, junto a un abanico de extraños secundarios que sacan a flote en varias ocasiones la serie. Esta temporada Mickey tiene éxito como productora de un nuevo programa de radio y Gus intenta sacar su película adelante, aunque no sin problemas, por fin podrá dedicarse a lo que le gusta sin autosabotearse cuando al final de la serie le ofrezcan trabajo de ello. Como pareja, se dan los pasos más típicos: ex novias, conoce a mi familia, confianza mutua, futuro… y claro, terminar en boda que no pero que sí. Cierre definitivo. Hasta aquí la historia de Gus y Mickey, que nos ha hecho divertirnos y nos ha puesto de los nervios a partes iguales.

Bola extra:

lovebertiethree

Los secundarios en esta serie son casi tan importantes o más que la pareja principal y en ocasiones nos hubiera gustado que se les tratara mejor. Nuestro personaje favorito es Bertie (Claudia O’Doherty) y el capítulo de su cumpleaños es probablemente el mejor de la temporada. La locura, la excentricidad y el alma de este personaje nos enamora. Para ella esta temporada también es de cambio ya que comienza a sentir cosas por el amigo de Gus, Chris, con el que comienza una relación mientras intenta terminarla con Randy. ¡Spin off para Bertie ya!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s